Oración a la Virgen por la muerte de un hijo

ImprimirImprimirEnviarEnviarPDFPDF
Oración a la Virgen por la muerte de un hijo

 

Oración a la Virgen por la muerte de un hijo

Señora Mía

¡Qué dolor el tuyo!

¡Qué dolor el mío!

¡Qué dolor el de ambas!

¡Se nos ha muerto un hijo!

 

El tuyo más grande,

el mío pequeñito,

¡Los dos tan hermosos!

¡Un Dios y un niñito!

 

¡Qué dolor el tuyo,

entregarlo a los hombres;

qué dolor el mío,

entregárselo a Dios!

 

¡Qué alegría la tuya! ¡Me alegro por ti!

¡Vives ya con ellos! ¡Te abrazan al fin!

 

Llévame con ellos, cuando lo creas bueno.

Llévame hasta ellos, ¡Llévame hasta el Cielo!

 

Autor: 

Mari Carmen Labrador de Velázquez

Fuente: 

Church Forum www.churchforum.org